Los individuos de un tipo de salamandras del género Ambystoma son todos hembras, y se reproducen principalmente a través de la clonación y el robo ocasional del esperma de machos de otra especie, que estos depositan sobre hojas, ramitas y otros puntos por el estilo. Cuando este robo sucede, en la hembra de la especie que carece de machos se estimula la producción de óvulos y la información genética que se ha robado de la otra especie es a veces incorporada en el genoma de las salamandras de la especie solo femenina, un proceso llamado cleptogénesis. Leer más.

Share this post
FaceBook  Twitter